20 de enero de 2008

Acabé de tener una pelea horrrible... Y terminé matándolo.

Yo sé que me miraba, posado en la pared. Yo lo veía, no sé si él me veía a mí, pero sabía que tenía en mis manos la posibilidad de matarle, porque la tenía. Y nunca fué tan tangible mi poder hasta ese momento, nunca fué tan aterrador el saber que tenía su vida, literalmente en mis manos. Me sentí mal, me asustó, nunca estuve preparada para ser una asesina, pero uno nunca sabe qué papel le va a tocar en la vida y puede que yo vaya directo en el camino a ser una killer pro.

Matar nunca me ha hecho gracia, pero el tener a mi servicio a un grupo de sicarios, todos de confianza, me hace sentir un poco más tranquila. Acabé de tener una pelea horrible, mis sicarios se encontraban durmiendo cuando todo ocurrió, y él era tan silencioso que nadie jamás notó cuando entró en mi habitación, fué tan sigiloso y paciente que creo, hasta pudo haber entrado en compañía de uno de ellos, y no nos dimos cuenta. Fué demasiado tarde cuando noté su presencia, apareció frente a mí, imponente y con toda la intención de atacarme. Estuve inmóvil tanto tiempo, jamas creí que el verlo pudiera causar en mí tanta angustia y ansiedad, tal vez nunca estuve preparada para enfrentarlo... creo que hubo un momento en que se acercó demasiado a mi biblioteca mientras escaneaba la habitación obserando mis movimientos... fué entonces, cuando arremetí contra él, con toda mi furia, haciéndo caso omiso de la promesa de jamás asesinar, sino pagar por ello, aprisioándole con el peso de la historia, asesinándole con un libro de la historia de Colombia.

Acabé de tener una pelea horrible....

2 victimarios:

patton dijo...

Yo también me siento mal por esos mismos asesinatos cobardes. Hay días en que el San Francisco en mí los saca por las buenas, pero en otras me vuelvo un sucio asesino y simplemente los aplasto. Hace poco fue horrible: le dí una palmada y el pobre cayó al piso y aún luchaba por su vida ... y lo aplasté sin miserocordia. En serio que me sentí mal por eso: no tengo derecho.

Fiona Screenwriter dijo...

Dentro de nosotros hay tantas cosas... y tanto poder.
Lo preocupante es que eso se paga.

 
Blogger design by suckmylolly.com